La reforma tributaria avanza

Carlos Marx Carrasco es uno de los funcionarios públicos que más está contribuyendo al avance y a la consolidación de los procesos de cambio que, bajo el nombre de Revolución Ciudadana, intentamos construir en este Ecuador de hoy, en la vorágine de este cambio de época que se debate entre dudas e indefiniciones por la tenaz resistencia de una derecha venal, dentro y fuera del gobierno.

Como un ejemplo más de las falacias con que nos hicieron vivir durante la larga, triste y miserable noche neoliberal, los áulicos del sistema glorificaron a Elsa de Mena y su supuesta “reforma tributaria” que organizó al SRI, automatizó procesos, mejoró recaudaciones y expandió la base tributaria. Lo que nunca dijeron, fue que esta dama de triste recordación se convirtió en la gran protectora de los grandes empresarios y oligarcas del país, privilegiando la recaudación de los impuestos indirectos –como el IVA o el ICE- y “olvidando” la recaudación de los impuestos directos como el Impuesto a la Renta.

Durante muchos años los más poderosos oligarcas del Ecuador, que también eran los principales evasores o “elusores” de impuestos, dejaron de pagar por lo que ganaban, y se “sacrificaban” pagando un IVA igual al que pagaba el más pobre de los ciudadanos al consumir productos de vital necesidad. El problema es que 12 dólares de cada 100, para un pelucón de estos no es nada, mientras que para un obrero, un campesino pobre o un desempleado, puede ser la diferencia entre comer o no comer, curarse o no curarse, vivir o morir. Esa es la razón por la que el IVA es calificado como un impuesto regresivo: porque castiga por igual a pobres y ricos y su impacto relativo es mayor entre los pobres.

Hoy, el trabajo de Carlos Marx Carrasco ha logrado, apenas en dos años y medio, revertir esa funesta tendencia neoliberal. Por primera vez desde hace más de veinte años, la principal fuente de ingresos del estado no proviene de la venta del petróleo, sino de la tributación interna; por primera vez, el crecimiento de la recaudación tributaria no descansa en los impuestos indirectos, -regresivos e inequitativos- sino en el Impuesto a la Renta, que impacta más a los que tienen más ingresos y ganancias.

La propuesta de un una nueva reforma tributaria ha despertado a los evasores y a los privilegiados. Falsamente se acusa al gobierno de aumentar los tributos, cuando lo que se busca en realidad es disminuir la capacidad de evadir y ampliar la base tributaria, incorporando a sectores que hasta hoy no han tributado.

Para ejemplo, analizaremos dos de las propuestas que han motivado la reacción de los empresaurios.

Fijar impuestos para los dividendos de los accionistas.- Actualmente la mayoría de los dueños de empresas no se ponen sueldos ni beneficios en sus compañías, porque sobre los sueldos hay que pagar impuestos, entonces, reciben sus ingresos como dividendos sobre las acciones que tienen, aprovechando que los dividendos estaban exentos de tributación. Esto es lo que inmoralmente llaman “ELUSIÓN” de impuestos. Los pelucones se preocupan de no violar la ley, -lo cual sería “EVASIÓN”- sino que encontraron la manera de no pagar impuestos amparándose en disposiciones que ellos mismos pusieron en la ley vigente. Ahora, van a tener que pagar impuestos sobre sus dividendos y se les acabó la picardía.

Anticipo al Impuesto a la Renta (AIR) será el Impuesto Mínimo Presuntivo (IMP).- Actualmente el 33% del universo de contribuyentes declara utilidades que implican una pensión fiscal mayor al 1% de los ingresos-. Otro 33% declara utilidades que equivalen a una pensión fiscal entre el 0% y el 1%; y el último 33% declara pérdidas y no paga impuestos. Antes, si el contribuyente declaraba pérdidas, había que devolverle el AIR, ahora, lo que se hará es que a los que no pagan o pagan menos del 1% de sus ingreso, se les considerará al anticipo como IMP. Lo que se busca es hacer pagar a los que secularmente evaden impuestos, dándoles además la posibilidad de reclamar lo retenido, cada tres años, si demuestran realmente que han tenido pérdidas en su operación. Para terminar, esta disposición existe en Perú, Colombia, Chile, Argentina y Panamá, desde hace muchos años.

Carlos Guzmán L.

5 Responses to La reforma tributaria avanza
  1. [...] Guzmán L. of the blog Foro Politécnico [es] is one who supports the President's decision to introd... globalvoicesonline.org/2009/09/11/ecuador-new-taxes-will-attempt-to-help-economy
  2. [...] Guzmán L. of the blog Foro Politécnico [es] is one who supports the President’s decision to intr... elitestv.com/pub/2009/09/ecuador-new-taxes-will-attempt-to-help-economy